CrossFit no sólo te fortalece físicamente, te enseña a afrontar los retos que te encuentras en la vida. Éstas son 10 de las cosas que he aprendido practicando CrossFit:

1 No debo competir por ser mejor que los demás, sino por ser mejor que yo mismo.
2 Por muy inalcanzable que me parezca un objetivo, con tiempo y constancia puedo llegar a conseguirlo.
3 La edad no es excusa. Nunca se es demasiado mayor para intentar algo nuevo.
4 Ya no me subestimo. Ahora sé que soy capaz de conseguir cosas que jamás pensé que podría lograr.
5 Cuando un compañero esté sufriendo, dale una palabra de ánimo. Mañana él te la dará a ti.
6 Querer es poder. Si quiero algo, lo persigo con todas mis fuerzas.
7 No soy un superhombre. Si no puedo con algo, escalo el problema o pido ayuda. Eso no me convierte en inferior.
8 Todos los que están a mi alrededor merecen respeto. Ellos también están luchando por hacerlo lo mejor posible.
9 Tengo la certeza de que el sufrimiento es temporal. Lo que ahora me parece duro, también termina y pasará a ser un recuerdo.
10 Nunca hay que tirar la toalla antes de tiempo. Hay que esforzarse hasta el último segundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *